IWC Schaffhausen ofrece accesorios de piel elaborados por Santoni en boutiques de todo el mundo. Esta colección de artículos teñidos a mano está diseñada acorde a los relojes IWC, algunos de los cuales ya cuentan con correas de piel Santoni, ya sea un cinturón para combinar con el Cronógrafo Portugieser o una bolsa tipo clutch para complementar el Da Vinci Automatic.

Estos accesorios estarán disponibles en boutiques IWC: Madison Avenue en Nueva York, Rodeo Drive en Los Ángeles, New Bond Street en Londres, Residenzstraße en Múnich, Nanjing West Road en Shanghái, así como Hong Kong Heritage. La gama de productos va desde un tarjetero, un cinturón y un brazalete para hombres, hasta un bolso de mano y una cartera para mujeres.

“Nos esforzamos constantemente para hacer que las compras en las boutiques de IWC sean más atractivas y ofrecer a nuestros clientes la mejor experiencia posible. Los accesorios creados por nuestro socio de mucho tiempo, Santoni, complementan nuestros relojes a la perfección”, explica Christoph Grainger-Herr, CEO de IWC Schaffhausen.

Todos los accesorios están hechos de piel de becerro de alta calidad y vienen en nueve colores diferentes. Van desde colores clásicos y sutiles como marrón, azul y negro hasta llamativos tonos de moda como el naranja, el rojo y el rosa. Cada artículo está meticulosamente teñido a mano en los talleres de Santoni y desarrolla una pátina única con el tiempo.